El valor de lo insignificante

May 22, 2012

moma museum of modern art new york lápiz color

Le traje de regalo a mi novia un lápiz del Moma, el Museo de Arte Moderno de New York. Era, más que nada, un recuerdo de mi visita a tan increíble museo. Recorrí la tienda al salir y sólo me pareció comprar el lápiz, como símbolo del arte y más que nada, por el hecho de que tiene una mina de colores múltiples, lo que hace que al dibujar y rotar el lápiz uno escriba o dibuje en varios colores a la vez. Como todo souvenir, me pareció insignificante pero a la vez simpático y simbólico.
Hace días que el lápiz está dando vueltas por los rincones de la cocina. Todavía no ha encontrado su lugar, aunque reconozco que mi novia “guarda” las cosas dejándolas a la vista, como una forma de tener presente a las cosas de valor. Hoy lo tomé, y sin darme cuenta, sumergido en la abstracción de una llamada telefónica, hice un pequeño dibujo a colores. Me sorprendí de la potencia de este intrascendente lápiz. Es casi mágico. Con un trazo, aparecen los más variados colores. Y me puse a pensar en los secretos que esconden las cosas en las que, a priori y de tan cotidianas, no reparamos. Como la tapa de un libro bajo la que está atrapado un relato, o la cubierta de un disco que silencia una música o un rostro que esconde las más variadas historias que componen una vida. Ahora pienso que el lápiz me lo compré a mí mismo. Su delgada fragilidad es en realidad una fuente de gratos recuerdos, cuadros, linda compañía y también de las más infinitas posibilidades creativas. Ahora reconozco que este insignificante lápiz fue, en realidad, lo más significativo que puede comprar en el Moma.

dibujo color moma museum of modern art new york

Advertisements

10 Responses to “El valor de lo insignificante”

  1. Pedro Arduino said

    Like it!!! By Pedruino

  2. ceci bassi said

    muy lindo relato, muy bueno el dibujo!!

  3. R+ said

    Simplemente Jose Nicolas!

  4. Ariel said

    “Una mina de colores múltiples”. Flor de mina!.

  5. Ariel said

    Saludos al “Moderador” de los comentarios, quién con su ingrata tarea, nos garantiza que este “Blog” no sea alcanzado por esos “Piqueteros” del lenguaje.

    Muerto el “Censor” viva el “Moderador”!.

  6. Martino. said

    Grosé nicola !
    Le debés un regalo a Ania… jaja.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: